La estenosis hipertrófica del píloro es la causa más frecuente de cirugía en los lactantes menores de 6 meses, superada solamente por las hernioplastias. La causa exacta de la estenosis del píloro no se ha determinado todavía, pero se han desarrollado algunas teorías relacionadas con un desequilibrio neurohormonal, o de mediadores neuroendocrinos, en el control del tono del esfínter pilórico, en la producción de gastrina y la motilidad del estómago.

8 de junio de 2012

Evolución Clínica de la Patología Intestinal del RN

Hola, buenos dias a todos; estos días han sido un poco difíciles por tanto trabajo, pero en este momento que tengo un tiempo libre les comentaré un caso muy interesante que tuve la semana pasada, primero que nada por la imagen, que es muy característica, y segundo por el mal manejo que se le dio al pacientito que solo tiene 23 días de nacido. Aunque no es la intención del blog, me queda claro que algunos errores diagnósticos tienen consecuencias graves para los pacientes y es nuestro deber  dar a conocer de estos casos difíciles para aprender de ellos y no se repitan en un futuro.

La historia clínica del paciente comenzó desde el día de su nacimiento, presentando vómitos de contenido biliar, de dos a tres veces por días, por lo que los padres acuden a un hospital; al ser revisado en urgencias, consultan con los pediatras, quienes piden un ultrasonido abdominal para descartar hipertrofia pilórica, la cual es corroborada; se le comenta al cirujano pediatra quien al ver el hallazgo programa al paciente para cirugía sin antes pedir una S.E.G.D para corroborar el hallazgo del ultrasonido.



El paciente es sometido a cirugía sin complicaciones a los 11 días de nacido, sin embargo los vómitos de contenido biliar se siguieron presentando, por lo que se le pide una S.E.G.D para valorar cirugía previa. Les presento las fotos del estudios que se le realizó en dicha institución, donde se observó adecuado paso del contraste por el píloro, sin embargo existe una dilatación importante de la segunda porción del duodeno, con obstrucción del paso de contraste en las placas seriedas.



Con estos nuevos hallazgos, el cirujano le comenta a los padres, que tiene que reintervenir quirúrgicamente al RN, pero los padres se niegan y deciden buscar ayuda de un pediatra particular, quien al ver los síntomas del bebe, le solicita un transito intestinal, que les muestro a continuación, donde observamos una dilatación muy importante de la segunda y tercera porciones del duodeno, por zonas de estenosis, bien definidas, con paso filiforme del contraste secundario a membranas duodenales. Ademas se observa inflamación de los pliegues intestinales de yeyuno e ileon.